Ir al contenido principal

La "Divina Liturgia" en el Rito Armenio

Rito de Entrada
Una de las ventajas que tiene el residir en Roma es la posibilidad de ver, en vivo y en directo, Liturgias que en otros lugares sería dificilísimo encontrar; casi se puede hacer una peregrinación dominical para participar en cada una de ellas.

Este pasado Domingo he tenido ocasión de participar en la "Divina Liturgia" en Rito Armenio en el Pontificio Colegio Armenio que se encuentra en la Via san Nicolás de Tolentino (cerca de Piazza Barberini); celebraba el Vicerrector del mismo y estaban presentes: Mons. Rafael Minassian, Arzobispo de Armenia y de Europa occidental, el Rector y los seminaristas del Pontificio Colegio y numerosos fieles armenios.

Por esta razón quisiera presentaros en este Post algunas de las particularidades de este Rito, además de ir comentando la estructura de su "Divina Liturgia".

En primer lugar deciros que una de las cosas que más llama la atención es que carece de iconostasio, en su lugar hay una cortina que oculta el Altar en dos ocasiones: ofertorio y comunión del celebrante. En cuanto a las Anáforas que usan, hemos de saber que tienen 11, entre ellas: a.- tres de la tradición bizantina: las de Atanasio, Juan Crisóstomo y Basilio; b.- otras de esquema antioqueno: las de Santiago e Ignacio; c.- otras con particularidades propias: las de Gregorio Nacianceno, Isaac y Cirilo de Alejandría.

Proclamación del Evangelio
La "Divina Liturgia" consta de tres partes: I.- Rito de Entrada; II.- Synaxis o Liturgia de la Palabra; III.- Misa de los Fieles o Liturgia Eucarística; IV.- Rito de Conclusión.

I.- Rito de Entrada: en esta parte se preparan los dones que van a ser santificados, preparación más simple que, por ejemplo, en el Rito Bizantino o en otras Liturgias Orientales; se usa pan ázimo y no se mezcla agua en el cáliz; y se canta el himno "Oh Profundo Misterio" (1) mientras el Sacerdote se acerca al Altar. En el Rito Penitencial se dan absoluciones mutuas el Diácono y el Sacerdote y tras la Salmodia (salmo 99) tienen lugar las Intercesiones.

II.- Synaxis o Liturgia de la Palabra: comienza con la Entrada y el Trisagio (con incisos propios: por ejemplo, en Pascua: Santo Dios, santo y fuerte, santo e inmortal, que has resucitado de entre los muertos, ten piedad de nosotros). Seguidamente tienen lugar las Letanías y, tras éstas, las Lecturas, Salmos y el Evangelio; terminada la Homilía se recita el Símbolo (2) al que le sigue un anatema antiarriano y una glorificación trinitaria; recitado éste tiene lugar la Despedida/Prohibicion (3).

Altar Armenio
III.- Misa de los Fieles o Liturgia Eucarística:  tras el Beso de la Paz tiene lugar la parte más importante de toda la celebración: la Anáfora, que consta de: el diálogo invitatorial (4), el Prefacio (5), el Santo, el Relato de la Institución (6) y la Anámnesis. Le siguen la Epíclesis, la Letanía (7), el Padre Nuesto y la Elevación de los Santos Dones cantando: Sancta Sanctis, a lo que aclama el pueblo: "Uno sólo es santo, uno sólo es Señor, Jesucristo, en la gloria de Dios Padre. Amén". Termina esta parte con la Comunión, a la cual precede una Monición del Diácono (8).

IV.- Rito de Conclusión: tras la Acción de gracias tiene lugar la Bendición y la Despedida: "Sed bendecidos por la gracia del Espíritu Santo; id en paz"; y los días festivos (9) se proclama el Prólogo de san Juan.

***
Textos Litúrgicos

1- "!Oh profundo misterio, inalcanzable, sin comienzo! Tú has adornado las potencias de lo alto cual tálamo de luz inaccesible y a los coros de los ángeles de gloria resplandeciente. Oh Rey del cielo, conserva firme a tu Iglesia y guarda en tu paz a los que adoran tu santo nombre".

2- "Nosotros creemos en un solo Dios. En el Padre omnipotente, creador del cielo y de la tierra, de las cosas visibles e invisibles. Y en un solo Señor, Jesucristo, Hijo de Dios, nacido de Dios Padre, Unigénito, es decir, de la misma esencia del Padre, Dios de Dios, luz de luz, Dios verdadero de Dios verdadero, engendrado no creado, de la misma naturaleza del Padre; por medio de Él han sido creadas todas las cosas, en el cielo y en la tierra, visibles e invisibles. Por nosotros los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo, se encarnó, se hizo hombre, nació perfectamente de la santa Virgen María, por obra del Espíritu Santo, tomó cuerpo, espíritu y mente y todo lo que hay en el hombre, verdaderamente y no en apariencia; padeció, fue crucificado, sepultado, y al tercer día resucitó, subió al cielo con el mismo cuerpo, se sentó a la diestra del Padre, vendrá con el mismo cuerpo y en la gloria del Padre para juzgar a los vivos y a los muertos, y su reino no tendrá fin. Creemos en el Espíritu Santo, increado y perfecto, que ha hablado en la Ley, en los Profetas y en los Evangelios; que ha bajado del cielo en el Jordán, ha predicado por medio de los apóstoles y ha habitado en los santos. Creemos también en una única Iglesia católica y apostólica, en un solo bautismo, en la penitencia, en la expiación y en la remisión de los pecados, en la resurrección de los muertos, en el juicio eterno de los espíritus y de los cuerpos; en el reino de los cielos y en la vida eterna".

3- "Ninguno de los catecúmenos, ninguno con poca fe y ninguno de los penitentes y de los impuros se acerque a este Divino Misterio".

4- Diácono: "¡Las puertas, las puertas (vigilad) con toda prudencia y atención! Elevad a lo alto la mente con temor de Dios"; a lo que se reponde: "La tenemos elevada hacia Tí, Señor omnipotente". De nuevo el Diácono dice: "Y dad gracias al Señor con todo el corazón", "Es cosa digna y justa", responde la asamblea.

5- "Y de crear melodías, con los Serafines y con los Querubines, cantando al unísono el Trisagio y, gritando firmemente, exclamar junto a ellos con gran voz, diciendo:"

6- "Mientras tomó el pan en sus santas, divinas e inmaculadas y creadoras manos, lo bendijo [lo coloca en la palma de su mano izqda. y con la dcha. traza la bendición sobre él], dió gracias y lo dió a sus elegidos, a sus santos, a los discípulos sentados con Él a la mesa, diciendo: Tomad y comed: Éste es mi Cuerpo que es distribuido por vosotros y por muchos para la expiación y la remisión de los pecados"; "Bebed todos: Ésta es mi Sangre de la nueva Alianza, que es derramada por vosotros y por muchos para la expiación y la remisión de los pecados" (cf. Mt 26, 26-28; Mc 14, 22-24).

7- Súplica por el Papa y el obispo, por los vivos y difuntos, por los pobre y los enfermos, los cautivos,... y Conmemoración de la Virgen y todos los Santos.
8- "Con temor y fe acercaos y comulgad con santidad. Decid: he pecado contra Dios. Creo en el Padre Santo, Dios verdadero; creo en el Hijo Santo, Dios verdadero; creo en el Espíritu Santo, Dios verdadero. Confieso y creo que éste es el verdadero Cuerpo y Sangre de Jesucristo, nuestro Señor y Salvador, que quita el pecado dle mundo".

9- Esto días se usan además los Exaptérigos: unas varas altas con un disco metálico en la parte más alta, con campanillas, que representan a los querubines. Acompañan, mientras se mueven ligeramente: la procesión de entrada, la del Evangelio y la de los Dones; y suenan mientras se recita el Trisagio y el Credo.