Ir al contenido principal

Así van leyes...


Así van leyes, do(nde) quieren (los) reyes. Ésta es la frase que resume el comportamiento de Alfonso VI acerca de la supresión del rito mozárabe por el romano. Y es también el título de una breve novela histórica: Así van leyes donde quieren reyes, de María Isabel Milina LLorente (Madrid, 2002). La reseña de la contracubierta: "Un libro se quemó en el juicio de Dios, pero no solo eso, los códices ardieron en las piras que los encargados de la reforma encendieron en las plazas de las villas y en los patios de los monasterios. En medio de estos acontecimientos, Andrés, un novicio mozárabe, se verá envuelto en las disputas entre los monjes que desean conservar las viejas tradiciones y los que quieren adoptar los usos y modos europeos".
La autora se esforzó en transmitir bien el drama del cambio, y se aprecia que investigó sobre los acontecimientos históricos. Cabe resaltar uno de los últimos párrafos de la autora: "Algo se conservó a través del tiempo: las antiguas celebraciones que formaban parte del ser del pueblo; la fiesta de la cruz de mayo en los pueblos y aldeas; el matrimonio castelano con su rito diferente: con la alianza en la mano derecha, la entrega de las arras, la figura de la madrina, la esposa que no pierde su apellido...".
Aunque breve -115 páginas-, es una novela que expresa el momento dramático de la supresión oficial de la liturgia mozárabe en el s. XI.

M. I. Molina Llorente, Así van leyes donde quieren reyes, Anaya, Madrid, 2002.